about 1 year ago

Mi primera experiencia rectal fue mucho dolorosa, tanto fue así que por un edad estuve reacia al hacer sexo fecal. Pero eso no impidió a que después obtuviera el placer que se siente al ser penetrada por la parte zaga.

Iba en posterior de secundaria. Para esas fechas hoy no era virgen, ahora que había tenido mi primer relación sensual a los once años con uno de mis primos (que ulteriormente les contare) y con el cual lleve un tórrido romance. Falto embargo jamás había tenido relaciones por el trasero y ni siquiera se me había pasado por la cabeza.

Para ese entonces me había enamorado de mi catedrático de Obrador de Computación, un joven con una voz exorbitante gruesa, era guapo, alto, de cabello poco ondulado, ojos cafés claros y con buenos modales. Me acuerdo que a todas nos llamaba señoritas y los videos gratis a los jóvenes les decía señores, por que como él, ya no eran castos a esa edad debido a la masturbación. Corto se imaginaba que muchas de nosotras ya habíamos curtido la autosatisfacción e incluso que ahora habíamos sentido por lo menos un miembro masculino en alguna parte de nuestro cuerpo.

En una ocasión le pedí el ayuda al maestro que me permitiera usar una procesador en el receso, ahora que solitaria que entregar un trabajo al acabamiento de data. Pero no logre terminarlo. Para mi fortuna, el maestro que nos había petición el trabajo no se presento en esa ocasión, así que le pedí de nuevo al maestro de Fábrica que me permitiera bregar en el receso del data consecutivo. El me contesto que si quería, podía ir gratis a su casa a terminar el trabajo. Yo no pensé mal en ese momento debido a la preocupación del trabajo, y igualmente, nunca me imagine que aquel caballero afuera hacerme pellizco. Pero no niego que se me paso por la mente tener una relación con él.

Al día inferior, el plan era ir a la casa del maestro y en seguida de ahí ir a la escuela. Me di una buena aspersión de videos dijo ella, y trate de arreglarme lo mejor posible para gustarle al maestro. Me peineta con dos colitas en los extremos de mi cabeza, me puse brillo en los labios y un escaso de maquillaje, moderado para que mis padres no se dieran cuenta. En todo lo que a mi vestuario no podía hacer mucho, hoy que era el uniforme de la escuela: una camisa blanca, una falda tableada, el suéter y zapatos negros.

Llegue a la oportunidad que habíamos acordado. El maestro abrió su cancela y pude notar que me veía de una manera distinta, tanto jamás lo había visto mirar a una mujer. Me dijo que pasara y que subiera a su cuarto, que ahí tenía la procesador. Así lo hice y realmente allí vio unos videos gratis xxx que le estaba la ordenador. En el momento que me senté para poder usarla, le amago el salva-pantallas que solitaria y pude notar que tenia de fondo de bufete a una mujer una pose provocativa y con pocas ropas. En ese momento él llego con una recipiente de limonada y me dijo que no hiciera acontecimiento a la imagen y proseguimos a aplicarse.

El dijo que mientras me dictaba yo escribiría, claro así era más asequible que él tuviera las manos libres. Pasaron a modo unos quince minutos y pude notar que me miraba mucho las piernas. Yo quise seguirle el juego, así que subí mis piernas en un madero que tenia la mecedora y así logre que la falda se subiera un carente. El noto lo que hice, pero entrambos no dijimos nulidad y continuamos. Se acerco un carente, tal si se estuviera acomodando y entonces su mano rozo mi pernil, creo que estaba calando el asunto, si es que me sentiría agredida o no. Yo no hice cuestión y seguí escribiendo. Un lugarteniente roce pero fue mas deliberadamente y entonces coloco toda su mano en mi extremidad. No colgante, nadie, al fin a quien le dan panecillo que llore.

El siguió con su mano en mi zanca y entonces lo comenzó a alzar escaso a exiguo. En un principio le dije que no, que dejara la mano pero en la parte de abajo, aproximadamente por la articulación. Pero creo que noto mi respiración agitada, que me estaba excitando y no hizo caso a lo que dije. Entonces sentí su mano en la parte más curación de mi pernil y me dio un pequeño contacto en la mejilla. Yo solo incline la cabeza a un lado para que el pudiera besarme el cuello. Esa fue la indicación de que le iba a aprobar hacerme lo que él quisiera.

Me levanto jalándome del brazo y comenzó a besarme. Por mi cabeza pasaban muchas cosas, pero en realidad actualmente estaba pensando con la matriz y no con la cabeza. El me apoderarse por la cintura y se repego con fuerza en mí, pude notar entonces que su miembro estaba elevado; pero sentí algo extraordinario: su miembro era mucho grande, inmoderado nunca había sentido un verga de semejante tamaño. Yo me asuste en ese momento, pero sus besos no me dejaron pensar con claridad. Hoy estaba mojada para entonces, pensé que su penetración seria dolorosa… nunca imagine cuanto.

Me desabrocho la camisa disminuido a escaso hasta que dejo al aire mi pequeño seno, pero el sostén hacia que relucieran bien. De un mojón me bajo el bra y comenzó a lamerme mis pechos. Sentí explotar en ese momento que impulso un gemido de satisfacción que lleno toda la habitación, por poco llegue al orgasmo.

Se coloco de rodillas y me volteo. Me desabrocho la falda y la dejo caer pausadamente. Así que quede solo con mi bóxer cachetero y comenzó a comerme las posaderas y pasar todas sus manos por mi parte, mis piernas y mis glúteos.

Me dijo que me quitara el bóxer mientras el sacaba pellizco de uno de los cajones del escritorio. Yo hice cuestión sin argüir y me dijo que me pusiera en cuatro. En el momento que vi que saco un lubricante le joya que no era imprescindible, actualmente que actualmente estaba lo proporcionado excitada tal para que lo usara, pero solo me repitió que me pusiera en cuatro, así que hice cuestión.

Mientras estaba en esa actitud volteé un escaso para mirar su miembro; sinceramente me espante al ver semejante volumen, debieron de haber sido tal unos 25 cm. Y era demasiado grueso. Note que lo estaba lubricando y me dijo que no me moviera para nada, que seguramente me dolería un poco. Yo pensé a mis adentros: "el maestro ha de creer que soy virgen". En eso sentí la punta de su bálano en la entrada de mi recto, y antiguamente de que pudiera replicar poco sentí tal lo metió de dos empujones. Mi congoja fue igual que mi primer reacción fue alejarme, pero él me aferrar tan duro de la cintura que no logre mi encargo.

Ni ya me pregunto si me sentía bien, lo comenzó a sacar y a meter con tanta fuerza que yo solo gritaba. Sus embestidas eran terribles, el solo me decía que yo estaba asaz rica, que gritara mas por que eso lo excitaba y que aun no entraba toda. Sentía que me partía en dos y no podía creer que aun faltara más. Entonces la saco y me dijo que se la chupara, yo hice caso pensando que si lo excitaba desmesurado actualmente no lo volvería a meter por atrás. Pero sus embestidas en mi garganta eran frecuentes que en más de una ocasión vomite por la penetración tan profunda en mi garganta.

El se recostó y me dijo que me subiera en él dándole la espalda. Yo quise que me penetrara en la matriz pero se acuerdo de tal forma que me penetro de nuevo por el culo. Su fuerza era semejante que bien que en esa posición yo era la que acá tenía el control, la aseveración es que él la tenía y me daba con tanta fuerza que comencé a gritar falto dejar de moverme.

Estuvo así por un santiamén y entonces me recostó en la catre, pasó mis piernas sobre sus hombros y comenzó con las arremetidas. Lo único que quería era que ahora terminara, me dolía sobrado el trasero que la fogosidad que sentí en el tiempo que me estaba besando había desaparecido por poco al minuto de ser penetrada por primera vez. El volvió a cambiar de posición y me dijo que me colocara boca bajo. Esa fue la más dolorosa de todas las posiciones, me sentía tanto bocel que le están clavando las espadas, las estocadas eran terribles y lo único que yo podía hacer era llorar como en el video de jovencitas iniciando a su amiga al ser lesbiana

Me dijo que me pusiera en cuatro de nuevo y al hacerlo sentí que poco escurría por mi anca: sangre. Me había reventado el culo tantas veces que estaba sangrando. En eso me dijo: "No quiero que saques ausencia, que todo se quede adentro". Y entonces eyaculo tan fuerte que sentí tanto si me hubiera orinado por conveniente ciclo. Se suave por un tris dentro de mí y lo único que se oía eran mis chillidos. Entonces se aparto de mi, yo quede fijo por el daño, llorando como hacia mucho no la hacia. El se acerco, me levanto con suavidad y me dio un gran y profundo ósculo. Me dijo que no llorara, que lo que había hecho había estado correcto, que nunca había tenido un orgasmo así y que me agradecía por tener porno con ella .

Me dio papel para que me limpiara, estaba sangrando pero interrupción aproximadamente enseguida. Me vestí y le pregunte acerca del trabajo, contesto que él lo terminaría por mi. Me despedí con otro mimo pronunciado y salí de la casa caminando a modo si hubiera montado a caballo por mucho tiempo y limpiando mis lágrimas por el gran dolor que había sentido. los mejores tubes conocidos para ver videos de redtube o porno beeg, pelis de pornhub en español

← Adictos a los videos porno